jueves, 26 de julio de 2007

Héroes de Alcántara


Tal día como hoy hace un año, celebré Santiago Apóstol -patrón de España y de la Caballería española- en el mejor sitio en que yo creo que puede hacerse: el Regimiento de Alcántara en Melilla. La posterior visita a las posiciones del antiguo Protectorado español en el Rif, convierte en reales tantos episodios de batallas tantas veces leídos.

Allí nos dijeron "nunca estuvo mejor el Rif que durante aquella época de Protectorado", y todas aquellas décadas de presencia española en el norte de África devinieron en triste tragedia militar en apenas tres semanas.
Dicen que Silvestre le había ofrecido al propio monarca la llegada a Alhucemas para para el día del patrón y ese fue el motivo principal de la irresponsable avanzada de la tropa, dejando las posiciones desguarnecidas. El resto es conocido: la irresponsabilidad de unos y la desafección de las tropas indígenas provocaron la caída sucesiva de las posiciones, la mayoría de ellas abandonadas sin defensa dándose tristes espectáculos de cobardía.

Pero no todo fue así, pues junto a casos personales de heroísmo -Salafranca, Flómesta, Benítez...- el Regimiento de Caballería Alcántara 14 se cubrió de gloria en 9 ocasiones sosteniendo la retirada de las tropas españolas desde Abarrán hasta Nador. Gracias al genio y la pericia de su Jefe TCol. Fernando Primo de Rivera, el Regimiento supo cumplir con su obligación a costa de su práctica desaparición como unidad, pues de sus 600 hombres sobrevivieron menos de cien. El expediente Picasso evidenció la valentía y disciplina de la unidad, llegando a dar cuatro cargas sucesivas hasta el agotamiento físico de caballos y caballeros. Proverbiales fueron sus cargas al paso.

Cuando a finales de año esa tierra sea reconquistada, se comprobará con asombro que parte del Regimiento yace junto al cauce del río Igan en perfecta formación, donde cubrieron la retirada de la columna del general Navarro. A nosotros sólo nos queda el recuerdo; el Honor es de ellos.





.

Imagen: Regimiento de Caballería Alcántara 10. (Melilla 1920).

5 comentarios:

Terzio dijo...

Troppo caldo!

A mí todo eso de los moros, el Rif y el Monte Gurugú, me da mucho calor.

Sorry, pero nunca he sido adicto a la Guerra de África.

(Excepto a algunos de sus militares protagonistas, claro).

+T.

Alfaraz dijo...

Sin embargo a mi -caro Terzio- ¡ay dolor! aquellos campos de soledad mustios collados...me tocan demasiado de cerca.

.

Terzio dijo...

Tú es que tienes el alma guerrera, y no entiendes lo de la "alianza de civilizaciones", y así andas, nostálgico con Wad-Ras, Tetuán, Los Castillejos...y el desembarco de Alhucemas.

(He mezclado dos o tres guerras, ¿no?)

Bacci!

+T.

Jesús G. dijo...

Yo tuve el honor de servir en el "tcol Fernando Primo de Rivera" en Melilla en el 98.
Un saludo.

Alfaraz dijo...

Pues serías de los últimos de la mili obligatoria Jesús.

Yo anduve por allí 3 años antes.


.