viernes, 30 de septiembre de 2011

Fantasía Occidental


Ahora que han pasado diez años y que la previsible leyenda es una realidad, ya se cuentan por cientos los que van diciendo que se encontraron a Silvio por las calles de Los Remedios, aunque caben en un taxi los que aseguran que alguna vez lo vieron sereno. Uno mantiene la teoría de que la querencia sevillí, ese no querer salir nunca de su tierra fue lo que hizo que el mito quedara incompleto y no deviniera en nacional y hasta internacional, pues se quedó en una mezcla inclasificable entre Roy Orbison y Rodriguez-Buzón.

Al rockero que versionaba a San Juan de la Cruz y al personaje que se bebía todo el Guadalquivir con sus afluentes por la izquierda, se le hará mañana sábado un concierto de homenaje en Torneo 43.






4 comentarios:

Javier dijo...

Grande entre los grandes. Borracho entre los borrachos y artista entre los artistas.

"María es la pura Concepción, que antes que Roma, Sevilla proclamó..." Genial, Silvio.

Saludos, Alfaraz. Te sigo leyendo aunque comente poco...

Alfaraz dijo...

Nada Javier, tu sigues teniendo en fecha el carnet de socio-fundador.

¡Viva Roma!




.

Javier dijo...

Gracias.

Saludos

Antonio Rivero Taravillo dijo...

Silvius imperator Baeticae!