domingo, 13 de septiembre de 2009

La importancia de la limpieza


Una obra maestra absoluta como el retrato que hizo de Aizpúrua su amigo Jesús Olasagati que tenemos más abajo, necesitaba de otro retrato que no desmereciera, y ayer nos surgió la ocasión.
La historia de este "Retrato de hombre" del Museo Metropolitano de Nueva York, se publicó el jueves en el New York Times, donde nos cuentan que el resultado de la última limpieza de repintes y barnices del cuadro demuestra que es una obra de Velazquez y no de taller como se pensaba. La manera en que titula la noticia el NYT resulta muy expresiva, pues viene a ser "Un antiguo maestro español sale de la mugre". Ellos sabrán como lo tenían así.
La conclusión primera nos llevaría a negar esa teoría que nos quiere convencer de que la higiene es un mito y reivindicaríamos la importancia de la limpieza.
Cuestión aparte sería considerar la obra como un autorretrato del sevillano o el parecido con el soldado de la derecha de "La rendición de Breda" como nos plantea Mr. Christiansen, conservador de pintura europea del MET.

Me ha gustado bastante el artículo del diario neoyorquino por objetivo y bien redactado y en eso parece que coincido con los principales periódicos digitales en España, pues al día siguiente todos se han limitado a redactar un texto más o menos refrito del referente americano, pero con menos gracia. Qué se le va a hacer.

La imagen del cuadro, maravilla en tonos pardos, es la primera que ha hecho pública la web del Museo Metropolitano de NY tras la restauración.



.

6 comentarios:

Javier dijo...

En estos tiempos que nos han tocado vivir en los que hay demasiadas artes (la moda, la cocina, la decoración y hasta el fúrbol...) y demasiados artistas de tres al cuarto, uno, ante los cuadros de Velazquez, sólo puede decir: ¡Gracias!

Por cierto, no puedio acceder a los enlaces que me mandaste de la entrevista a JAMR.

Hablamos

JL Martínez Hens dijo...

Lo mismo lo sabían y han esperado al momento adecuado para tener una noticia.

Alfaraz dijo...

Pues sí Javier.
Te mando mail aparte.



Vaya ud. a saber, JL.


.

Henrique Viola dijo...

¿No están surgiendo demasiados Velázquez(es) últimamente?

¿No es este Velázquez demasiado Velázquez para ser Velázquez? algo así me pasa con la Santa Rufina.

Este Velázquez es auténtico porque recuerda, imita, evoca a otros Velázquez(es). Tal es el proceder de un falsificador.

¿Cómo un Goya puede ser un Salvador Maella (y viceversa), un Velázquez un Alonso Cano (El Santo Tomás de Aquino) y un Coloso de Goya no ser de Goya?

¿Un cuadro anónimo puede ser bueno? ¿Un buen maestro puede pintar pifias? ¿Tras potenciar el estudio de las escuelas, los maestros locales, los artistas menores... no estamos volviendo a ese sigo XIX de museos y obras maestras fuera de contexto?

¿No era Velázquez el artista al que no le gustaba pintar (Ortega dixit et pixit)

¿Buscar autoría en ese XVII en el que Rubens, Zurbarán y tantos otros eran la fachada de talleres que habían anticipado el taylorismo? ¿No estaremos trasladando obsesiones de este siglo a centurias que vivían despreocupadas de la esclavitud de la marca?

Sí como hemos aprendidos en las novelas de M. Crichton los científicos pierden todo su crédito cuando forman parte del negocio ¿Qué diremos de los historiadores del arte, galeristas, directores de museos, etc, etc.?

Alfaraz dijo...

Todas esas preguntas, don Henry, las podremos discutir ud. y yo delante del retrato del cabellero cuando próximamente venga a España, según acabo de leer.

http://www.elmundo.es/elmundo/2009/09/17/cultura/1253206127.html

.

ONDA dijo...

Agradecido de la noticia que nos das...y que revela una vez más la cantidad de todavía tesoros ocultos que habrá y lamentablemente muchos antiguamente en España.